domingo, 10 de noviembre de 2013

Reseña El fin de Internet de Diego Galàn Ruiz

Sinopsis



Todo está relacionado con la existencia de lo que llaman “El elixir de la felicidad”, que no es más que una adicción a internet que se produce cuando los individuos se conectan a la red mientras llevan puestas unas gafas especiales. Con ellas consiguen un efecto que les hace sentirse felices, pero que les convierte en adictos. El intento de solucionar esta situación con un virus informático que aparte a estas personas de la red por parte de los gobiernos no solo no ayuda, sino que complica la situación. Los problemas para la humanidad y para Javier no han hecho más que empezar.
El autor demuestra en sus páginas el dominio del suspense. En “El fin de Internet” nada es lo que parece. Los giros inesperados dejan al lector con la boca abierta. Ciencia ficción con toques de novela negra para disfrutar.

Opinión personal

Os presento un libro que no llega a 170 páginas y se lee en una tarde.
El autor ha plasmado una historia bastante interesante que engancha deseando avanzar para ir descubriendo la cantidad de intrigas que el relato te va causando.
Javier, nuestro protagonista, vive las consecuencias que ocurren a su alrededor a raíz de la invención del “Elixir de la felicidad”, que son unas gafas que al conectarlas a Internet te produce algo que hace que no puedas parar de usarlas.
Estando en casa de su amigo Carlos, Javier ve como chatea con una de esas gafas y su curiosidad le hace preguntarle que se siente al tener unas puestas, no le contesta.
Javier regresa a su casa, y en el momento de entrar se encuentra llorando a su madre. Entonces es cuando le comunica a su hijo la trágica noticia. Le ha llamado la madre de Carlos. Su amigo acaba de fallecer.
A la mañana siguiente aparece el agente de Policía Aníbal Harvey para hacerle unas preguntas para esclarecer la muerte de Carlos, el que al parecer se ha suicidado.
Carlos se suicidó arrojándose por la ventana, instantes después de irse Javier, gritando “mis ojos, mis ojos”.
El agente pregunta sobre las enigmáticas gafas, y ante el asombro de todos, el padre de Carlos manifiesta que el tiene unas. Al irse el agente, discuten sus padres por haberle mantenido en secreto el tema de las gafas.
Otro día Javier se da cuenta que su madre acaba enganchada al igual que su padre, hecho que les impide incluso asistir al funeral de Carlos. La actitud de sus padres cambia radicalmente desde que utilizan este artilugio.
Al acabar el funeral Carlos vuelve al cementerio por que se había olvidado su cazadora y para su sorpresa encuentra a dos personas que están profanando la tumba de su amigo, uno de ellos lleva un bisturí. Se esconde para no ser visto y observar lo que pretenden hacer. Un golpe en su cabeza acaba con su curiosidad. Cuando recobra el conocimiento parece que nada a sucedido, su cazadora sigue en el mismo sitio y la tumba intacta.
A partir de ese momento comienzan a ocurrir acontecimientos extraños alrededor de la vida de Javier. Calles ausente de gente, profesores que no asisten a dar clases a la universidad, estando esta prácticamente vacía. La misteriosa desaparición de sus padres.
Aparece en escena su amiga Carlota, chica de la que siempre ha sentido algo especial pero que por su timidez nunca le ha propuesto una cita, acuerdan que el pasará a las diez a buscarla.
Cuando se dirige a recogerla, observa que un vehículo se sale de la calzada, su asombro es mayúsculo cuando se acerca al lugar de los hechos y no observa nada. De repente tres hombres aparecen, reconoce a los que les golpeo el día del cementerio. Le obligan a que vaya con ellos. Se lo llevan a su refugio donde Javier pregunta si ellos tienen algo que ver con la desaparición de sus padres. Descubrirá un secreto que no se espera relacionado con las malditas gafas.
¿Llegará a tiempo a su cita con Carlota?, me temo que es complicado a pesar de que ella se ha comprado ropa incluso, para la ocasión.
El mundo de Internet será suprimido por la ONU  si en el plazo de diez días no se encuentra un virus capaz de mitigar los efectos que producen estas gafas.
Se verá recluido en un zulo, donde experimentara situaciones a través de pinchazos que le suministran. Se mezclará realidad con ficción.
Aparecen dos nuevos personajes Ángel y Juan, cada uno de ellos les cuenta historia, el las ve creíbles pero una serie de acontecimientos le van poniendo en duda y cada vez entiende menos lo que sucede.
El misterio está servido. ¿Qué son en realidad esas gafas?, ¿Qué producen en la conducta para estar esclavizados a ellas a ese nivel? ¿Qué será de Carlota?, ¿Dónde están los padres de Javier?
El final te deja estupefacto, lo que todo parece ser irreal, puede resultar ser el comienzo de algo real.

Es un libro interesante que recomiendo para pasar unos ratos entretenidos.

Agradecer a Atlantis el envío del ejemplar 

1 comentario:

  1. Este no es de los míos, no me termina de llamar :-) Un beso!

    ResponderEliminar