domingo, 27 de junio de 2021

Reseña Poniendo alma al dolor de Pepa Horno (coord.) Elena Gonzàlez,Carmen Ruiz y Carolina Moñino


Este libro describe un modelo de intervención terapéutica con niños, niñas y adolescentes que han sufrido alguna forma de abuso sexual. Desarrollado por las profesionales de la UTASI (Unidad Terapéutica de Abuso Sexual Infantil de la Dirección General del Menores y Familia del Gobierno de Illes Balears), expone todas las fases del proceso terapéutico para permitir a cualquier profesional replicarlo o adaptar el abordaje a otras experiencias traumáticas. Se trata de un modelo de intervención construido sobre el vínculo afectivo con cada niño, niña o adolescente, abierto a una mejora constante y que exige un trabajo sobre la propia historia de vida del terapeuta y su cuidado personal. Un modelo donde la consciencia y la profesionalidad se plasman en los pequeños detalles: la bienvenida, los espacios de trabajo, el respeto a los ritmos, el análisis de las propias emociones... que son descritos con detalle. El vínculo con el terapeuta es aquí un modelo de buen trato y guía de resiliencia, que concede una importancia esencial a la red protectora y a las familias en la integración del trauma vivido. Pero este libro es algo más. Es un intento de mostrar el alma valiente y hermosa de los niños, niñas y adolescentes y de sus familias. Un alma llena de coraje, compasión, fuerza y alegría, más allá del dolor, la rabia y la impotencia. La dignidad de quien ha sufrido y ha sabido resistir y rehacerse, y el orgullo y la admiración de los profesionales que trabajamos con ellos. Este libro esconde el horror y la maravilla de la que es capaz el ser humano. Y, sobre todo, la luz que surge de la oscuridad cuando se unen rigor profesional, honestidad y calidez humana. Pepa Horno es psicóloga y consultora en infancia, afectividad y protección en Espirales Consultoría de Infancia. Imparte formación y supervisión técnica a profesionales del ámbito de la protección infantil. Es autora de varios libros sobre desarrollo afectivo y social. Para saber más: www.pepahorno.es. Elena González es psicóloga y Experta Universitaria en Evaluación y Tratamiento en Maltrato y Abuso Sexual a Menores. Ha sido psicóloga y directora de centros de justicia juvenil. Desde el 2008 se dedica al ámbito de la violencia sexual, impartiendo formación y elaborando programas y protocolos sobre el tema. Carmen Ruiz es psicóloga, psicoterapeuta, desde hace más de 20 años Certificada en Integrative Psicotherapy por IIPA. Formada en Análisis Transaccional, actualmente trabaja como terapeuta en UTASI con Víctimas de Violencia Sexual e imparte formación. Para saber más: www.pathpsique.com. Carolina Moñino es psicóloga, máster en Intervención Psicoterapéutica y experta universitaria en Maltrato y Abuso Sexual Infantil. Colabora en el desarrollo de distintos proyectos de prevención del abuso sexual y promoción del buen tra


Opinion personal:

El tema que traigo hoy a mi blog, es algo que por desgracia está muy presente en nuestras vidas. causa una gran alarma social y un sufrimiento muy agudo para aquellos menores que son víctimas, familiares e incluso los profesionales que tratan con estos pacientes.

El abuso sexual a menores, es una lacra de la sociedad que con la colaboración de todos tenemos que ir erradicando para que no se cometan estas conductas y abusos por parte de los agresores.

Este libro es una gran trabajo realizado por estas cuatro profesionales que lo han echo posible y que yo os animo a leer.

El lenguaje empleado es muy asequible para todo tipo de lectores, independientemente de su nivel de estudios. Es muy ameno y práctico.

Es agil de leer y esta muy bien estructurado, redactado y presentado.

El libro está estructurado en un prólogo, una introducción, unas consideraciones previas entes de empezar la lectura. A través de ocho capítulos, nos va a describir un modelo de intervención terapéutica con niños, niñas y adolescentes que han sufrido algún tipo de abuso sexual.

En el primer capítulo se desarrolla el proceso de recuperación con tres fases imprescindibles, la terapia, justicia y recursos  de la persona y de su entorno sociofamiliar.

El segundo capítulo, es el marco de intervención terapéutica,  como enfocarla dando protección al menor y seguridad, elaboración de la experiencia abusiva/ Trauma y vinculación sana, como modelo de intervención. Los objetivos generales que hay que tener en cuenta.El papel de los padres, fundamental.

El contenido del tercer capítulo, "Resignificar la experiencia. Dar valor", engloba aspectos como nombrar el abuso, darle valor, reconocer el daño y resucitar responsabilidades.

Durante el capítulo cuatro, vamos a profundizar en todas las emociones, pensamientos y sensaciones corporales, tales como la vergüenza, la rabia, la tristeza, el duelo, miedo, el sentimiento de culpa y algo no menos importante como el dolor del terapeuta.

El capítulo quinto, es el cierre del proceso terapéutico. El fin de la terapia no concluye de una vez, tiene que haber una evaluación continua hasta que la persona tratada pueda llevar una vida normal en solitario sin necesidad de ayuda.

El  sexto apartado o capítulo, "La terapeuta: contratransferencia", se trata de como empatiza el terapeuta con su paciente y como abordan estos profesionales su trabajo de la mejor manera posible. La contratransferecia se refiere, como se cita en el libro, a las reacciones, actitudes, pensamientos e ideas que de manera inconsciente el terapeuta produce en la relación con su paciente, particularmente aquellas que surgen como respuesta a la transferencia o a los fenómenos transferenciales que ocurren en este último.

Llegados a este punto, entramos ya por último, en el octavo capítulo que abre la etapa de el proceso judicial. Es un proceso muy delicado en el que tiene que vivir la familia con sus complicaciones derivadas. En este apartado, veremos también la implicación del terapeuta en este proceso.

Por último y para concluir, en el octavo capítulo, tenemos unas conclusiones para saber hacia donde caminar a partir de ahora. Llegando a la conclusión que no hay mejor terapia que una buena educación temprana, una buena formación de los profesionales; así como poder detectar en una fase temprana, los indicios de abusos.

Al final de la obra, tenemos una bibliografía interesante para poder profundizar más en todo lo relacionado con la temática de hoy.

Después de la lectura de esta libro, mi opinión personal es muy satisfactoria. Creo que es una obra muy importante para tener en cuenta y siempre a mano para consultar en aquellos momentos que lo necesitemos.

Recomiendo este trabajo a mis seguidores y le pongo la nota más alta en mi blog.






    

No hay comentarios:

Publicar un comentario